lunes, 2 de febrero de 2015


Autora: Lic. Dunia Carolina Ordoñez Procel
Maestrante de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos Lima, Perú
Título a obtener: Magister en Educación, Mención “Docencia Universitaria”






1. Resumen

La investigación sobre la práctica de la lectura y su incidencia en el desarrollo del pensamiento crítico, en los estudiantes del tercer semestre de la Escuela de Comunicación Social, de la Universidad Técnica de Machala, en el periodo lectivo 2013 – 2014, surge como una respuesta a la preocupación por el  escaso desarrollo del pensamiento crítico, en este grupo estudiantil.

El objetivo principal es investigar la relación entre la práctica lectora y el pensamiento crítico, bajo la hipótesis de que a mayor y mejor práctica de la lectura, se tendrá un mejor pensamiento crítico.

Se aplicó una encuesta tipo test, con ocho ítems, las primeras tres preguntas sobre la práctica lectora, y las siguientes cinco sobre el pensamiento crítico a  cuarenta estudiantes del curso encuestado, que constituyen todo el universo de estudio.

Procesada la información, se confirmó totalmente la hipótesis, obteniendo una correlación que en promedio llegó a los 0,700/1.00.  Se concluye que la práctica y forma en que se realiza la lectura, tiene relación directa con el desarrollo del pensamiento crítico.

Los estudiantes del tercer semestre de la Escuela de Comunicación Social, de la Universidad Técnica de Machala, en el periodo lectivo 2013 – 2014, tienen múltiples deficiencias en cuanto a la comprensión lectora, consecuentemente poseen un escaso pensamiento crítico.

Se recomienda la implementación de talleres de lectura crítica, para que fortalezcan la práctica de la lectura entre los estudiantes de la escuela de comunicación social, y la revisión de la metodología didáctica entre los docentes a fin de que utilicen la lectura como  estrategia metodológica principal.

ABSTRACT

Research on the practice of reading and its impact on the development of critical thinking, students in the third semester of the School of Social Communication, Technical University of Machala, in the academic year 2013 - 2014, is a response to concern for the poor development of critical thinking, in this student group.

The main objective is to investigate the relationship between reading and critical thinking practice, under the hypothesis that more and better reading practice, better critical thinking will.
A survey type test was applied, with eight items, the first three questions on the reading practice, and the following five critical thinking course forty students surveyed, who constitute the entire universe of study.

Processed information is fully confirmed the hypothesis, obtaining an average correlation reached the 0.700 / 1.00. We conclude that the practice and how the reading is done, is directly related to the development of critical thinking.

The third semester students of the School of Social Communication, Technical University of Machala, in the academic year 2013 - 2014, have multiple deficiencies in reading comprehension, consequently have little critical thinking.

Implementing workshops critical reading is recommended to strengthen the practice of reading among students of the school of social communication, and review of teaching methods among teachers to using reading as the main methodological strategy.

2. Introducción

La complejidad de la vida contemporánea, exige de las personas la comprensión estructural de la realidad para garantizar una supervivencia satisfactoria, para ello es necesario desarrollar las diferentes formas de pensamiento crítico, la discriminación, interpretación, lectura entre líneas, que ayude a la distinción entre los sofismas abundantes en la sobre información que actualmente circula, y la verdad, a fin de identificar los intereses que se ocultan tras las múltiples afirmaciones que se realizan.

En este contexto, es rol fundamental de la educación la formación de profesionales  críticos y creativos, capaces de abordar eficientemente la construcción  de una interpretación global de la realidad, ajustada a los criterios de verdad académicamente cualificados. En la práctica educativa de los estudiantes del tercer semestre de la Escuela de Comunicación Social, de la Universidad Técnica de Machala, en el periodo lectivo 2013 – 2014, inquieta el poco desarrollo del pensamiento crítico alcanzado, surge entonces, la necesidad de identificar las causas de esta falencia, entre ellas y de acuerdo a los expertos, la de mayor impacto, es la ausencia de hábitos de lectura y la pobre comprensión lectora. 

En este objetivo se planificó y ejecutó la investigación en el curso indicado, verificando, efectivamente, que el deficiente proceso lector, es causa de un, igualmente, escaso desarrollo del pensamiento crítico, confirmando la hipótesis planteada.

Se concluye que los estudiantes leen muy poco, y su nivel de comprensión lectora es totalmente deficiente, agravando esta situación el hecho que la  comunicación social exige de sus practicantes elevados niveles de comprensión lectora, a fin de realizar adecuada y eficientemente su labor profesional.

Es por tanto necesario que las autoridades, docentes y estudiantes de la escuela estudiada, elaboren un plan estratégico urgente  que permita recuperar el ejercicio de la lectura, como una estrategia metodológica básica en el proceso de aprendizaje de los estudiantes de Comunicación Social.

3. Breve descripción del problema

Se ha identificado como una de las principales falencias del sistema educativo ecuatoriano, la ausencia de un pensamiento crítico, creativo que facilite al estudiante enfrentar y resolver satisfactoriamente los problemas cotidianos  de su propia supervivencia.

En este contexto se realizó un sondeo previo entre los estudiantes del tercer semestre de la escuela de Comunicación Social de la Universidad Técnica de Machala, observando que su nivel de desarrollo del pensamiento crítico es muy limitado. 

Ante esta realidad, se analizó el proceso educativo de este grupo de estudiantes, buscando las posibles causas de las señaladas limitaciones; llamo la atención  la escasa práctica de la lectura en estudiantes, cuya carrera profesional se fundamenta  precisamente en la lectura y escritura, ya de informaciones, reportajes, etc., es decir la lectura y escritura como forma de comunicación  es el instrumento principal para su ejercicio profesional, sin embargo, en su proceso formativo y en su vida personal está ausente.

Con esta preocupación y considerando las afirmaciones realizadas por varios expertos sobre  la función de la lectura como generadora  del pensamiento crítico, se argumentó que la mala y escasa práctica de la lectura en el proceso formativo de los estudiantes del tercer semestre de la escuela de Comunicación Social de la Universidad Técnica de Machala, es la causa fundamental del pobre desarrollo de su pensamiento crítico.

En el marco de esta reflexión se elaboró la hipótesis de que existe una relación positiva entre la práctica de la lectura y el nivel de pensamiento crítico que alcanzan los estudiantes del tercer semestre de la escuela de Comunicación Social de la Universidad Técnica de Machala, durante el periodo escolar 2013 – 2014; en cuanto a que a mayor práctica de la lectura, mayor es el nivel de pensamiento crítico logrado  y viceversa.

4. Metodología

En la realización de esta investigación se consideraron dos variables  fundamentales, aquella con carácter de independiente, la práctica de la lectura y  el pensamiento crítico como variable dependiente.

A la primera corresponden  tres dimensiones, extraídas de los niveles de lectura señalados por los hermanos Zubiría de Colombia, estas son: la decodificación terciaria, lectura precategorial y lectura meta contextual, considerando que las unidades de investigación son estudiantes  universitarios a la mitad de su formación académica.

A la variable dependiente se la operabiliza, mediante cinco dimensiones, que son la lógica, la sustantiva, dialógica, contextual y pragmáticas; como formas de expresión del pensamiento crítico en la lectura de la realidad, de acuerdo a Linda Elder.

Con este esquema teórico se desarrolló un cuestionario  tipo Likert, con ocho preguntas de tres y cuatro ítems, cada una, que se aplicó a los cuarenta estudiantes que constituyen el universo completo, del sector educativo estudiado.

Para el procesamiento de la información recolectada se utilizó el estadígrafo SPSS versión 22, acogiéndose para la verificación de la hipótesis al coeficiente de correlación de Pearson.

5. Resultados y discusión

Del estudio de campo realizado, se aprecia  que menos de las cuatro quintas partes de los estudiantes encuestados, realizan adecuadamente la decodificación terciaria, de la lectura,  cuando de acuerdo a Zubiría esta es una habilidad que debería estar presente en todos los estudiantes que han concluido la Educación General Básica.

Solo uno de cada cuatro estudiantes del curso encuestado realiza la lectura pre categorial en forma satisfactoria, los demás lo hacen deficientemente; y uno de cada cinco estudiantes logra comprensión meta contextual de los textos leídos; estos resultados indican que el estudiante no alcanza a comprender en su exacta dimensión  el contenido literal, metalingüístico y del entorno del escritor, consecuentemente carece de criterio suficiente para valorar argumentadamente el texto leído.

El test aplicado sobre el uso de las dimensiones del pensamiento crítico en los procesos de comprensión lectora, se identificó que solo una quinta parte de los estudiantes, logró  expresar con coherencia lógica sus juicios y argumentos, los demás matizan sus argumentaciones con elementos intrascendentes que obscurecen sus exposiciones, o se contradicen.

Uno de cada 10 estudiantes distingue con precisión el criterio de verdad en sus afirmaciones, como correspondencia entre el enunciado y la realidad, no como producto de sus creencias y preferencias.

En cuanto a la tolerancia y respeto por la opinión opuesta, únicamente  13 de cada cien estudiantes  mostraron suficiente criterio de tolerancia por lo diferente, y capacidad de rebatir afirmaciones con criterios sustentables.

Menos de dos estudiantes por cada 10 encuestados fueron capaces de identificar el contexto al que pertenecía o hacia alusión el texto leído. 

En atención a los resultados antes mencionados,  se  verifica  la  hipótesis enunciada en esta investigación, que a mayor y mejor lectura, mayor pensamiento crítico y viceversa.

Esta realidad confirma lo sostenido por muchos especialistas, respecto a que la práctica y proceso de la lectura es el mejor instrumento para desarrollar el pensamiento crítico. 

“En la práctica, la lectura crítica y el pensamiento crítico van de la mano. El pensamiento crítico permite que el lector haga seguimiento a su comprensión a medida que lee” (Kurland, 2005)

Efectivamente el pensamiento crítico, como destreza intelectual, no es un producto que se adquiere al final de un proceso, es una habilidad que va desarrollándose concomitantemente con el aprendizaje, pero con un aprendizaje significativo, que estimule las capacidades intelectuales más elevadas del ser humano, y en ese proceso de aprendizaje, se incluye necesariamente la lectura, como parte de un continuo de comunicación e intercambio de conocimientos, ya que este es el medio más idóneo para acceder al basto conocimiento humano. 

Consecuentemente, tener un pensamiento crítico, implica haber desarrollado la habilidad de leer críticamente, pero para desarrollar estas destrezas intelectuales, es necesario estimularlas permanentemente, y la vía más acertada es la práctica continua de la lectura. 

En conclusión, quien no aprende a leer críticamente, difícilmente podrá desarrollar un pensamiento crítico, ya que son procesos que se ejecutan interactivamente. 

Desde este contexto, resulta lamentable que estudiantes de los últimos años de Comunicación Social, no hayan desarrollado estas destrezas, más aún cuando su profesión se fundamenta en la lectura y escritura, como canal de comunicación. 

Lamentablemente, esta realidad, no es exclusiva del curso investigado, tiene presencia no solo en toda la universidad, sino en todo el sistema educativo tanto ecuatoriano como de los demás países que se encuentran en similar situación que el nuestro; pues la carencia de competencias básicas, entre ellas la de la comprensión lectora es el principal problema de la calidad de la educación en los países pobres, así lo señala la UNESCO, en su informe anual 2013 

De acuerdo a la información citada la carencia de competencias básicas, para la comprensión lectora es un problema que se arrastra desde la escuela, y que en muchos casos no ha sido superada en ninguna de las etapas educativas posteriores. 

Esta deficiencia, ya en estos niveles se transforma en la principal causa de un rendimiento académico escueto, que se manifiesta en un desarrollo cognitivo raquítico, afectando la adquisición de destrezas y competencias básicas en los profesionales, convirtiéndolos en fáciles víctimas de sofismas intelectuales, culturales, económicos e ideológicos.

6. Conclusiones

Más de la mitad de los estudiantes del tercer semestre de la Escuela de Comunicación Social, de la Universidad Técnica de Machala, en el periodo lectivo 2013 – 2014, no han adquirido la destreza necesaria para poder practicar la decodificación terciaria en la lectura, habilidad que los expertos asumen debe estar presente en todos los estudiantes que concluyan la educación básica. 

Tampoco  realizan una lectura precategorial, es decir, no identifican correctamente las tesis que están presentes en un texto, aun cuando se supone que esta habilidad constituye parte de los mínimos requeridos de un bachiller. 

La mitad de los estudiantes no alcanzan a identificar los elementos metacontextuales en una lectura, lo cual les impide elaborar una proposición crítica coherente sobre el texto leído.
Cerca de dos tercios de los estudiantes encuestados no han desarrollado la dimensión lógica del pensamiento crítico, es decir sus argumentos carecen de la suficiente claridad y coherencia lógica. 

Una proporción superior a las dos cuartas partes de los encuestados han demostrado incapacidad para entender y analizar las posiciones ideológicas diferentes a las suyas, cerrándose a la autoafirmación del valor absoluto e irrefutable de sus propias creencias, lo cual los torna intolerantes y reacios a consensos, necesarios para la convivencia pacífica entre diferentes.

Cerca de dos tercios de la población investigada evidenció que no pueden relacionar el texto con sus elementos contextuales, es decir no pueden tener una visión completa de las ideas que prevalecen en un escrito, no logran el dominio de la dimensión contextual
Además,  no pueden identificar con precisión y claridad el objetivo de las distintas expresiones que integran un texto, lo cual les impide a su vez comprender a plenitud la lectura del mismo.

7. Recomendaciones

Aplicar un taller intensivo sobre pensamiento crítico, que ayude a los estudiantes a pensar críticamente, en base a una reestructuración de su reacción intelectual frente a las diversas situaciones de la vida cotidiana. 

Sugerir a la administración de la Facultad de Ciencias Sociales una propuesta curricular, que considere la lectura comprensiva y el pensamiento crítico, como ejes transversales prioritarios en la malla curricular, que alcance a todas las escuelas a fin de superar la deficiencia advertida. 

Diseñar y ejecutar un proyecto investigativo, mediante el cual se logre establecer las debilidades formativas puntuales de los estudiantes de la Facultad de Ciencias sociales, como parte del proceso de mejoramiento de la calidad de la educación en que se encuentra inmersa la Universidad. 

Elaborar una propuesta sobre la necesidad e importancia de la lectura comprensiva en la formación del pensamiento crítico en los estudiantes de Educación superior, para difundirla entre las autoridades, docentes y estudiantes de Comunicación Social de la Universidad de Machala, a fin de concienciarlos sobre la necesidad de estos procesos cognitivos.

8. Referencias bibliográficas

De Zubiría, S. (1996). Toría de las Seis Lecturas. Como enseñar a leer y escribir ensayos. Santa Fé de Bogotá: Fondo de publicaciones.
Elder, L. (2005). Miniguía Hacia el Pensamiento Crítico. Los Ángeles: Children.
Kurland, J. D. (2005). Lectura Crítica, Versus pensamiento Crítico. Bogotá: Simbiótica.
Sampertegui, S., & Nevarez, Z. (2010). La Lectura como estrategia del pensamiento Crítico en la Educación Superior. Cali: Universidad Del Valle.
UNESCO. (2014). Enseñanza y Aprendizaje, lograr la calidad para todos. París: UNESCO.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Subscribe to RSS Feed Follow me on Twitter!